El Blog de la Franquicia

El Rap del Franquiciador by Josan García

Un día pronto, me encontré a un franquiciador

que tenia ganas de vivir mucho mejor

Yo le dije si, servicio es lo que has de dar

lo mejor es que te pongas pronto a trabajar

el me dijo que supervisión ya daba

yo le dije que en franquicia con eso no quedaba

lo que tienes que hacer, le dije sin pensar,

es ponerte con ellos juntos a trabajar.

Le dio a la pelota, pero no entendía ni jota

y yo le dije para aclarar…esto es el juego de respetar.

Respeta al franquiciado, respeta su inversión

y junto con él…..dinero a mogollón

 

Quien quiere seguir…? que siga en comentarios, la música más o menos ya la tengo..ya luego busco voluntarios para grabarlo, con gorra y gafas de sol

Bookmark and Share

Escuchar a los franquiciados.

Hemos comentado en alguna otra ocasión que un sistema de franquicia es algo “holístico”, un ecosistema si se quiere, y cuando pasa cualquier cosa, ésta suele afectar a todo un poco.

En mi trabajo profesional una de las cosas que suelo detectar es poco cuidado o desconocimiento si se quiere de cual es el cuidado que debe tener la relación franquiciador franquiciado. Parece en muchos casos, que una supervisión más o menos frecuente es la base de la relación. De hecho ayer leía el protocolo de trabajo de un franquiciador que ya no existe, que decía que a los que facturan menos ( marcaba una franja de nivel), hay que visitarlos más. ( )

Lo cierto es que si mucho conocimiento no hay, ideas tampoco es lógico que surjan, pero conviene saber que la “simple” supervisión de la unidad no es una regla demasiado buena para pivotar la relación sobre los franquiciados, porque ciertamente la ausencia de relación es la que plantea después problemas más graves.

En cualquier caso, en una relación de franquicia, como en cualquier otra, es complicado mantener buen rollo si no hay respeto, y el respeto se debe mostrar a la vez que se pide, y poco respeto hay cuando no somos capaces de escuchar lo que los franquiciados dicen de las cosas que viven y sufren dentro de la unidad.

Algunos piensan que las aportaciones de los franquiciados a las operaciones no son importantes (cuando eso pasa normalmente es porque la formación que se ha dado a los franquiciados no es la adecuada), pero la realidad es que las mejores ideas del mundo de la franquicia han venido casi siempre de la mano de franquiciados. Y si no se entiende que es así, lo mejor es escucharles aunque sea por egoísmo, porque lo cierto es que los estudios del Franchise relationships Institute demuestran que una de las causas por las que un sistema puede pasar al modo “rebeldía” es porque los franquiciados consideren que no se les escucha o que no hay espacios de relación para que eso ocurra.

Eso si, como siempre que cada cual haga lo que quiera

Bookmark and Share

Todos los franquiciados son iguales?

Para contestar a la pregunta que da titulo a esta entrada a lo mejor tendriamos que contestar “algunos son más iguales que otros”.

Lo cierto es que hoy más que una idea para reflexionar me hago la pregunta para que también os la hagáis vosotros, con la siguiente reflexión previa:

Franquicia ciertamente es cultura del cumplimiento, pero la realidad es que no podemos aplicar el cumplimiento de la misma manera a todos los franquiciados por diferentes razones, lo cual no quiere decir que el cumplimiento no debe ser el mismo, sólo digo la forma de llegar a él.

No podemos llegar a los franquiciados de la misma manera y llevarles al cumplimiento de forma igual, porque no tienen un perfil igual, y en consecuencia sus deficiencias y fortalezas son diferentes, porque las ubicaciones donde se encuentran acentúan, mejoran o empeoran esas habilidades personales, porque sus niveles de consciencia de emprendedurismo son diferentes, etc…. ( la lista se puede hacer todo lo larga que se quiera y los items serán de peso diferente dependiendo de la franquicia y de la cultura del franquiciador).

Ahora bien, probablemente eso significa que uno de los principales canales de comunicación del franquiciador, la supervisión y los supervisores tiene que tener su trabajo muy claro en cuanto a objetivos, pero también respecto a las diferentes formas de conseguirlos en función de las circunstancias empresariales y habilidades de cada candidato. En este sentido me parece interesante el comentario que en su día Gerardo Rivera (@franmx) dejo en nuestro post “Visitas de campo”.

Lo dicho: ¿Todos los franquiciados son iguales”

Bookmark and Share

Franquicia: Comprar y crecer es bueno…pero no es tan fácil

La noticia de cotizalia hoy sobre la “fotografía” financiera de Damm respecto a Rodilla / Jamaica invita a algunas Reflexiones Estratégicas, evidentemente hechas al hilo de la noticia publicada porque poca más información tengo.

De esta compra en su día hice mi comentario en un post (saber para opinar…) en el que me preguntaba sobre las sinergías de la operación contestado debidamente por un (I+D y mktg) experto en esto de la restauración en franquicia abriendo los ojos sobre la supuesta sinergía de la oferta (cafe+ comida). Lo cierto es que meses después tuve la ocasión de estar en visitar la central de Rodilla y me pareció ver mucha ansiedad respecto a lo que representaba la “compra” y “operativa” de las dos compañías.

La cabalgante crisis económica y la “estrechez” de los márgenes actuales, junto al endémico mal de “Rodilla” al salir de la Comunidad de Madrid ( o tal vez de la propia Madrid capital) parece que han llevado la situación a un punto controlable, ( gracias a la potencia de Damm) pero difícil de llevar, en el que además los escasos beneficios de explotación, no dan para pagar el apalancamiento financiero de la compra, cosa que no sólo ha pasado en esta gran compra de cadena franquiciadora.

Sin ser atrevido, hay cosas que si podemos aprender todos de este tipo de operaciones:

  • Sea cual sea la sinergía y los escenarios posibles hay que contar con profesionales y directivos que ya hayan tenido la experiencia de una “compra de este tipo” y conozcan en consecuencia las problemas que plantea y sus soluciones sin perder demasiado tiempo, lo contrario genera angústia organizacional en la central y en los propios franquiciados.

 

  • El “stress” de central respecto a la reorganización de procesos de gestión debe ser gestionado a través de un plan de operaciones previo, realizado con tiempo y pensado, y mejor si es ayudado por profesionales externos que no tengan presión.

 

  • El apalancamiento financiero excesivo en la operación de compra es desaconsejable, porque en un escenario de presiones externas por bajada de ventas como es el actual, genera un estrés adicional que combinado con la dificultad de la propia operación puede llevar a la situación a estados caóticos que impidan pensar con claridad.

En definitiva que crecer comprando en franquicia sigue mereciendo mi mejor opinión, pero hay que avanzar en la sistematización y experiencia del “cómo hacerlo”.

Naturalmente dejo abiertos los comentarios para cualquiera de Damm, Rodilla o Jamaica que quiera corregirme o dar más y mejor información que nos ayude a todos a saber más gracias a su experiencia. Gracias

Bookmark and Share